Todos y cada uno de nosotros tenemos un buena idea de cuáles son nuestros ingresos. El problema surge que en muchas ocasiones pensamos que todo ese dinero está disponible para ser gastado y eso no es cierto. Cada uno de nosotros tenemos que pensar primero recibimos luego de los gastos recurrentes. Los gastos recurrentes son aquellos que surgen mes tras mes. Ejemplo de ello es la hipoteca o renta, pago del carro, agua, luz, teléfono, compra.  Todos y cada uno de los antes mencionados también resulta en los pagos obligatorios. Cada uno de los antes enumerados son esenciales de una manera u otra para nosotros.

Deja un comentario o pregunta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s